CrónicasEventosFestivalesHome

Dreambeach celebra su quinto aniversario a lo grande

Almería ha podido disfrutar otro año de uno de los mejores festivales de toda España: Dreambeach Villaricos, 5 días de fiesta en los que la música no paró prácticamente en ningún momento. Un fin de semana complicado, ya que compartía fecha con festivales de la talla de Medusa Sunbeach Festival o Delirium Festival (el cual no salió como se esperaba). A pesar de dicha competencia, más de 175.000 personas pudieron disfrutar del festival almeriense, superando así la cifra que se obtuvo el año pasado con un 7% menos de asistencia. Tras esta edición, Dreambeach se ha convertido (si no lo era ya de antes) en un festival obligatorio para todos aquellos que amen la electrónica, y más viendo el la importancia que han dado a subgéneros como el Drum and Bass y el PsyTrance.

Jueves

Primer día de festival. y lo que en principio iba a ser un día light como calentamiento al resto de días se convirtió en uno mas, con una asistencia de mas de 12.000 personas dispuestas a comenzar el festival con buen pie al ritmo de la música de Maxima FM. Sin embargo, primer día, primer problema. Debido a una lluvia que azotó toda la zona, la organización de Dreambeach se vio obligada a cerrar los accesos a la zona de acampada, lo que ocasionó colas de hasta 8 horas de duración. Muchas personas se mostraban alteradas pidiendo cierta información oficial que nunca llegó, por lo que fueron unas horas de confusión en las que muchas personas no sabían porque se estaban originando esas largas colas.

La música iba a durar 16 de horas en el Camping Stage, de 12 del mediodía hasta las 4 de la mañana. Sin embargo, debido a los problemas con el camping, el horario se tuvo que cambiar. A pesar de todo, los Dj´s de Máxima fueron capaces de hacer pasar un mejor rato a las personas que esperaban en la cola, y mas tarde, a la noche, a las miles de personas allí presentes, dispuestas a comenzar el festival de la mejor manera posible. Pudimos disfrutar de varios estilos de música, desde Techno hasta Hardstyle, pasando por la música más comercial. Sin duda alguna, fue una gran inauguración para el 5º aniversario de Dreambeach.

Viernes

Comenzaba la fiesta en el recinto de los escenarios, comenzaba la Welcome Party. Los 4 escenarios del recinto estaban preparados para ofrecer una noche de ensueño a las 37.000 personas que asistieron esa noche al festival. Cuatro escenarios totalmente diferentes y con un ambiente único para cada uno de ellos. En la Pokerstars Dreams Tent pudimos disfrutar de artistas de la talla de Seth Troxler, Joris Voorn y Matador en formato live, quienes nos hicieron bailar al ritmo de la mejor música Underground. Por otra parte, la Open Air San Miguel ofreció a todos los Dreamers una fiesta procedente de Fabrik Madrid: La Resistencia, un Must para todos los amantes del sonido Remember. Sin embargo, la inmensa mayoría de los asistentes estaban ansiosos por ver a sus artistas preferidos en el Mainstage. Y no era para menos, ya que el Stage Brugal nos ofreció artistas de la talla de Dillon Francis, Oliver Heldens y Marshmello, artistas de primer nivel en la escena mundial.

Dillon Francis no decepcionó con su set, marcados por su sonido Moombahton y Trap, aunque también se movió sutilmente por el Dubstep, Bass House, y, a nuestra sorpresa, el Reggaeton, una tendencia que se está poniendo de moda entre muchos artistas. Seguido venía Oliver Heldens, autor de bombazos como Gecko (Overdrive) y Wombass, los cuales dieron el impulso definitivo para que el Future House sea conocido en todo el mundo. Su set no se movió mucho de lo que suele ser un set del Dj holandés, por lo que no sorprendió a nadie, pero sí hizo bailar a todo el mundo. Tras Heldens, hacía su aparición el artista más esperado de la noche, Marshmello. Eran las 5:15 de la mañana cuando se pudo ver por primera vez su famosa máscara, y nada más aparecer, el público enloqueció. Producciones propias como Keep It Mello, Moving On, y Alone hicieron bailar a todos los Dreamers allí presentes. Destacar la enorme pirotecnia que se utilizó durante todo su set, dando un toque más mágico al enigmático Dj. Uno de los mejores Sets del festival en nuestra opinión. UMEK fue el encargado de cerrar el primer día “grande” de festival, y lo hizo de una manera espectacular. El público en la Pokerstars Dreams Tent disfrutó de un set increíble a la altura de unos pocos.

Sábado

Sin duda alguna, el sábado era uno de los días más esperados. Artistas de todos los estilos iban a estar actuando en los diferentes escenarios del festival, por lo que cualquiera de las 45.000 personas que asistieron aquel día pudieron disfrutar de sus estilos favoritos. Dance Till Dawn comenzaba a las 6 de la tarde con El Maestro en la Pokerstars Dreams Tent: Carl Cox nos deleitará con dos horas de su sonido característico. El escenario se encontraba totalmente abarrotado, al mismo tiempo que la zona VIP y Ultra VIP también lo estaban. Ninguna persona quería perderse el set de esta leyenda. Dos dias de fiesta sin parar se hacían notar, y sumado al cansancio y muy a nuestro pesar, tuvimos que quedarnos en el camping hasta las 12 de la noche por un terrible dolor de cabeza, el cual, por suerte, dejó de existir cuando quedaba mucha noche por delante. Por desgracia no pudimos disfrutar de artistas como David Guetta o Modestep, los cuales ademas actuaban en formato live, por lo que nos dolió mas aún no poder verles. Sin embargo, cogimos las fuerzas suficientes para poder asistir al resto del festival. Nos decantamos por ver a Don Diablo, quien no defraudó con su set. Extraña fue la aparición de Zonderling la cual podrás ver aquí. La variedad fue la característica principal del holandés, quien no se olvidó de poner sus temas, bailados por todos, ni remixes propios como a Let Me Love You de Dj Snake junto a Justin Bieber. Uno de los mejores sets del festival en nuestra opinión.

Debido a un retraso en la actuación de High Contrast, la actuación de Noisia tuvo que ser atrasada también, por lo que pudimos tomar un descanso entre ambos set. Finalmente, la Open Air San Miguel enloqueció al ver a Noisia con sus trajes “espaciales” con su “Outer Edges”, uno de los mejores espectáculos de la música electrónica. Y como no, en formato live. Durante una hora pudimos disfrutar de todos sus temas y de remixes a estos, los cuales hicieron bailar al público ayudado por los visuales que les acompañaban. Para muchos este ha sido el mejor set de todo el festival.

Especial admiración sentimos por Tchami, por lo que nos decidimos a ir a verle. Al llegar al Backstage dispuestos a sacar fotos al set de Borgeous, pudimos verle sentado en solitario, como si de una persona normal se tratara. Podeis ver una como lo estaba en nuestro Instagram o pulsando aquí. El francés hizo muestra de lo increíble persona que es, por lo que ademas de sacarse una foto con nosotros, nos dejó subirnos al escenario junto a él, pudiendo sacar fotos y videos como el mostrado a continuación. Un set bastante divertido, el público saltaba al ritmo del Future House, aunque nos extraño la cantidad de “pogos” que se formaban. Tras el set del francés, decidimos continuar en el Stage Brugal para escuchar a Nicky Romero. Si bien no es uno de los artistas que mas nos gustaban, es un mítico del sonido comercial, y hemos crecido escuchando muchas de sus canciones. A decir verdad, el holandés nos sorprendió bastante con su set, seguramente porque no teníamos muchas expectativas puestas en él. Si bien es cierto que no mezclo muchas canciones, sin complicarse la vida a la hora de mezclar, la elección que tuvo a la hora de cogerlas fue impresionante. No calificaremos el set como magnífico, pero sí que sirvió para descansar un poco de lo que estaba siendo la noche.

Tras él, nos dirigimos al Open Air San Miguel de nuevo para poder disfrutar del set que más estábamos esperando aquel día: el de 12th Planet. Sin embargo, por culpa de varios retrasos, el set comenzó una hora mas tarde de lo debido, por lo que tuvimos que disfrutar de él cuando ya había salido el sol. Pero eso no era una excusa, ya que el set del estadounidense, plagado de Riddim Dubstep, no nos defraudo. El Headbanging estaba presente en todas las canciones, y sumado a los pogos que formaba el público convirtió el set en una batalla campal (en el buen sentido). Varias personas que estaban ahí “de paso” quedaron anonadadas viendo lo que se cocía en la Open Air. Destacar la nueva canción de Trampa, llamada Rocket Fuel, la cual tuvimos la ocasión de grabar y ponerla al disfrute del público. Podeís verlo aquí.

Ya prácticamente destrozados, tras mas de 12 horas sin parar prácticamente en ningún momento, y con el cuello al rojo vivo debido al Headbanging en el anterior set, decidimos sacar nuestras últimas fuerzas y acabar el día de la mejor manera posible: viendo a Project One, dúo de Hardstyle formado por Headhunterz y Wildstylez. Sin embargo, al llegar nos comentaron que debido a problema de logística y reajuste de horarios, se realizaría un “Back to Back” entre estos artistas en vez del live de Project One. Si bien pudimos disfrutar unos minutos de sus canciones, la sensación no era la misma, por lo que decidimos abandonar el recinto y descansar para el próximo día. Una pena el tema de los horarios este día, pero son cosas que, por desgracia, pasan.

Domingo

Parece repetitivo, pero llego el día mas esperado por muchos de los asistentes. Por alguna razón fue el día mas transitado de todos, con más de 53.000 asistentes dentro del recinto. Buena culpa de ello la tenía Pendulum, quienes actuarían en formato live por primera vez en España tras la vuelta del grupo al completo. Tomando fuerzas para el set de los australianos, decidimos ir al recinto a eso de las 12 de la noche, pudiendo así ver una parte del set de Noisecontrollers, creador de Solar, una de las canciones de Hardstyle que más he escuchado. No defraudó el holandés, siguiendo la línea del Hardstyle más melódico. A la 1 de la mañana, comenzaba el plato fuerte de la noche. Tras casi 20 minutos de preparativos, los grandes de Pendulum aparecieron en el escenario. El grupo formado por Rob Swire, Gareth KJ Sawka y Perry consiguió enloquecer a todos los allí presentes. Siendo la primera vez que veía un set en live, me impresionó el ambiente que había, como los artistas vivían cada momento, y la sensación de que no estabas escuchando simplemente las canciones de tu artista favorito, sino a tu artista favorito, entiéndase el matiz. Me sorprendió bastante su set, recreando temas míticos como The Island y The Vulture. El set que más me impresionó de todo el festival sin lugar a dudas. Tras escucharles en directo, entendí porque son tan aclamados por los amantes de la electrónica. Tras una hora de sesión, se despidieron del público del Dreambeach, por lo que decidimos movernos a la Pokerstars Dreams Tent a relajarnos un poco y escuchar a Marco Carola, conocido mundialmente por sus temas y sesiones de Techno. Una pausa bastante divertida, ya que el italiano nos hizo mover al ritmo del mejor techno posible. Tras esto, nos tocaba movernos más aún hacia la Open Air San Miguel, a ver uno de los sets mas esperados de la noche: Barely Alive.

Si bien nos sorprendió (malamente) la falta de su famoso casco, no supuso ninguna pega para poder disfrutar de su set. Al igual que en los anteriores sets de Dubstep, el Headbanging y los pogos fueron elementos que no faltaron durante la hora y media que duró su estancia en el escenario. Canciones como CA$H incendiaron al público, llegando a incluso romper la valla de seguridad que separaba al público con el escenario por culpa de los Headbangers que no paraban de realizar el ya famoso baile. Si bien se esperaba un poco más de “dureza” en su set, gustó prácticamente a todos los asistentes. Y por fin, llegaba el set, por mi parte, mas esperado de la noche. Vini Vici aparecía en el Stage Brugal. Los exponentes (aunque solo actuaba un integrante) del mejor PsyTrance intentarían hacer saltar a todo el público. Y vaya si lo consiguió. La mayor sorpresa que pude tener este año en el tema de producciones consiguió sorprenderme también el en ámbito de las sesiones. Temas propios como Namaste y Great Spirit consiguieron que el público se enamorara más aún del sonido más “Psicodélico” del Trance. Aquí puedes ver un buen ejemplo de ello. Además, tuvo la cortesía de rememorar a uno de los mejores artistas que ha dado la música electrónica: Robert Milles, quien falleció hace apenas unos meses a causa de un cáncer. El momento en el que puso el remix a Children consiguió poner la piel de gallina a muchos. Más de una persona comenzará a escuchar mas PsyTrance gracias a este set. No me atrevería a decir que fue la mejor noche del festival, pero como todos ellos, encantó.

Lunes

Por desgracia, llegaba el último día de festival, por lo que teníamos que dar nuestras últimas fuerzas. Como ya sucedió el año pasado, la fiesta de elRow tomó el Stage Brugal. Miles de personas se aglomeraron para disfrutar del mejor techno, comenzando con Pan-Pot. La mejor música sumado al cambio de escenografía adaptada a la barcelonesa consiguió que el público, uno de los más fieles posibles, se lo pasaran a lo grande. Artistas como Nastia, De La Swing o Marc Maya consiguieron que el techno no dejara de sonar en tierras andaluzas durante más de 12 horas. Por otra parte, la Pokerstars Dreams Tent recibía artistas de la talla de Netsky, Borgore y el gran Tiësto. Estábamos esperando con ansias el set de Borgore, él cual empezó con Dubstep y Bass House, pinchando temas míticos como el Remix de Skrillex a Red Lips, aunque el Big Room se fue apoderando del set, hasta que prácticamente al final del mismo volvió a sus orígenes, marcando momentazos como uno de los mayores pogos del festival, que podrás ver aquí. Después de un pequeño descanso, disfrutamos de uno de los artistas que mas esperabamos, Netsky. Su set de Tomorrowland nos había encandilado, y queríamos volver a vivir esa sensación en directo. Y vaya si lo hizo. Uno de los sets mas variados de todo el festival, alternando entre Drum and Bass, Future Bass y Drumstep de una manera maravillosa, haciéndonos enamorar tras cada minuto que pasaba. Sin duda, uno de los mejores sets de todo el festival. Tras 4 días de fiesta sin parar, decidimos descansar (por desgracia) para ver al gran Tiësto. Muchos eran los rumores de que la sesión del holandés iba a estar marcada por Trance como antaño, debido a los carteles promocionales de Dreambeach, pero no fue así ni mucho menos. Comenzó su set con la música más comercial posible, llegando incluso a abandonar el escenario en mas de una ocasión como se puede ver aquí, y cuando parecía que iba a poner alguna canción suya como Dance4Life o Elements of Life, se convertía, por arte de magia, en un remix de Big Room. Quizá por las expectativas puestas en dicho set, y sumado al cansancio general, decidimos abandonar el recinto de festivales, sabiendo que pasamos los 5 mejores días de nuestras vidas.

Dar las gracias al equipo de Dreambeach Villaricos por ofrecernos la oportunidad de cubrir su evento otro año consecutivo. No podemos tener más ganas de vivir esta experiencia de nuevo en su sexta edición. ¡Hasta el año que viene!
Etiquetas
Ver más

Martin Giménez Aguirre

Amante de la música electrónica. Intento de Dj y productor. Puedes conocerme en Soundcloud bajo el nombre de Disktroyer.

Deja un comentario

Close

Adblock detectado :(

Por favor desactiva tu adblock para continuar dandonos soporte :(
Prometemos que la publicidad no va a ser intrusiva.